algarveportugal

por Sergio Pastrana D’Abbadie

En la Península Ibérica se esconde un lugar donde la magia de los pueblos y el calor de la naturaleza te acogerán siempre que lo visites: Algarve, en Portugal.

Llega temprano al hotel después de atravesar grandes espacios con jardines botánicos bajo un gran cielo azul, escoge una habitación que llene tus expectativas, una suite rodeada de jardines o un departamento individual.

Para aclimatarte con el lugar recorre la ciudad en jeep, visita los pequeños pueblos con su artesanías o, si eres un viejo lobo de mar, súbete a un bote que te llevará por toda la costa oeste para admirar sus formaciones rocosas.

Regresa a tiempo para disfrutar de una tarde gourmet y prueba desde botanas ligeras hasta una parrillada mediterránea o bufetes temáticos, de esta variedad no puedes dejar de probar la especialidad portuguesa: el “bacalhau” o bacalao.

Para cerrar con broche de oro, toma una copa en alguno de los bares y refréscate con una sesión nocturna en el spa, donde los elementos de la naturaleza se integrarán a tu cuerpo en forma de cremas o aceites a través de las manos expertas de un masajista.

Al día siguiente puedes elegir entre dar un paseo por la marina o pasar el día en un campo de golf de pastos finos y suaves, hasta el atardecer, momento en que el Sol se despedirá de ti para dar paso a la noche, cerca de las estrellas.

En Algarve tus vacaciones pueden ser perfectas, además, la cadena de hoteles Marriot ha inaugurado La Vila Sol Resort, un lugar de cinco estrellas para que disfrutes aun más de esta ciudad.

0 comments

You must be logged in to post a comment.