“La tapa se inventó para cubrir lo que uno no quiere ver.”
Claudio Mattos

Por Tere Resa

El pasado miércoles 21 de septiembre se presentó a la prensa la obra P.H. Un Lugar Común en el Teatro Xola-Julio Prieto.

La obra es de Claudio Mattos, quien nació en Argentina en el año de 1979. Es actor, director, profesor y dramaturgo. Tiene una vasta experiencia en teatro y cine. La obra que hoy nos ocupa es de su autoría; la dirección, de Ygnazio Pétriz; y la producción, de La Bikia.

El argumento, debo decir, es lineal, por lo que no ofrece problemas en su comprensión; tampoco tiene saltos en el tiempo. P.H. Un Lugar Común trata sobre un chavo cuya novia lo ha abandonado. Roy está cumpliendo treinta años de edad y lo único que desea es pasar el día alejado de la gente; sin embargo, sus amigos de infancia y juventud deciden hacer una reunión improvisada en la casa de éste.

Conforme va pasando el convivio, se va desvelando un gran secreto: Fionna, la novia del protagonista, ha tenido sus “queveres” con dos de sus amigos, lo que pone a prueba la amistad de cada uno de ellos.

Roy, Franco, Delio, Mirco y Nahuel son los típicos jóvenes de nuestro siglo XXI. Esto lo sabemos por la manera encómo visten y se expresan. Los podemos ubicar en la clase media y con cierto nivel cultural. Hay un pintor, un empresario, un soñador, un empleado y un filósofo. De acuerdo a ellos, su vida la pasan estupendamente. Todo va bien hasta que Franco se desvanece, y la obra da un vertiginoso giro de 180°.

Ahora estamos conscientes de que el desencanto de nuestros tiempos ha atrapado a los personajes. Cuando, en la intimidad, se descubre el juego de Fionna, los cinco amigos revelan todo aquello que les está lastimando en lo más profundo de su ser: la depresión, el pesimismo, la desubicación, la soledad, la inmadurez, la cobardía y en contrapartida: la ilusión de llegar a ser triunfadores, cada uno a su manera. Todos, definitivamente, tienen un lugar común: desamor, drogas, negocios fallidos; en suma, traición en cualquier aspecto de la vida.

El condominio horizontal en México equivale a la es propiedad horizontal (P.H.) en Argentina. En el lenguaje simbólico, todos caminan juntos, se acompañan en la aventura de la vida. Los valores y anti valores van de la mano; las buenas y las malas costumbres van juntas: el problema ontológico del que tanto habla Roy. Va de la alegría a la tristeza; de la insensatez a la reflexión; de la irresponsabilidad al compromiso.

P.H. Un Lugar Común se presenta, en su segunda temporada, todos los miércoles hasta el 30 de noviembre en el Teatro Xola-Julio Prieto a las 21:00.

Para mayor información consulte: http://fidteatros.com.mx/

0 comments

You must be logged in to post a comment.