MARCHA. PRIMERO DE MAYO.

Durante más de 40 años, la fotografía le ha regalado a Rubén Pax momentos de introspección, para él “sin luz es imposible entender la naturaleza humana, su presencia o ausencia nos permite conocer nuestra propia vida”. Esta metáfora intrínseca en la obra del fotógrafo es el hilo conductor de Dualidades en blanco y negro, su más reciente exposición.

 

 

 

 

foto

 

A partir de este 22 de agosto, la Sala Nacho López de la Fototeca Nacional, en Pachuca, Hidalgo, exhibirá 50 imágenes que reflejan un antes y un después en la vida y trayectoria de este decano de la fotografía, aquellas que realizó sobre todo en la década de los 70 bajo su nombre de pila, Rubén Cárdenas Paz, y las que, desde su incursión en el diario La Jornadaa mediados de los años 80— firma como Rubén Pax.

 

 

foto 2

 

En sus fotografías quedó fija la dignidad de la pobreza presente en los rostros de los indígenas de la Sierra Norte de Puebla, la contemplación de los mendigos y el trajín de la clase obrera, el abuso de la fuerza policiaca, la indignación vuelta protesta, el desastre humano que produjo el terremoto del 85, la expresión en los ojos y las manos de escritores como José Saramago, Octavio Paz, Carlos Montemayor, Luis de Tavira y muchos más.

 

 

 

Antologia

 

A inicios de los años 80, cuando una devaluación equiparó el precio de una caja de papel fotográfico al de un estéreo, Rubén Pax se dio a la tarea de comprar olvidados manuales y profundizar en los procesos alternativos de la fotografía, en químicos y materiales: colodión húmedo, cianotipia, Van Dyke (impresión en café), sales de cobre, papel salado. Fue el retorno a la alquimia.

 

 

Fecha: Del 22 de agosto al 6 de octubre.

Lugar: Sala Nacho López de la Fototeca Nacional

Casasola S/N, Exconvento de San Francisco,

Col. Centro C.P.42050 Pachuca, Hgo. México

Teléfono + 52 (771) 714 36 53 ext 104

Fax + 52 (771) 713 19 77

 

0 comments

You must be logged in to post a comment.